martes, 20 de diciembre de 2016

ALBARREAL DE TAJO municipio de Toledo España historia, cultura, turismo, alojamiento, empresas




ALBARREAL DE TAJO municipio de Toledo España historia, cultura, turismo, alojamiento, empresas




Los restos más antiguos del paso del hombre por el término de Albarreal se localizan en la finca Calaña, situada en la margen derecha del Tajo, que nos aportan abundante material neolítico.
Los romanos trazaron una calzada que cruzaba el territorio de este pueblo, paralela al mismo río, también en el mismo margen.
Ya en la época musulmana encontramos por vez primera documentada la aldea de Albalat que debió pasar a la Corona de Castilla en los años inmediatamente anteriores a la conquista de Toledo (1085).
El primer nombre que tuvo este pueblo fue el de Albalat, vocablo árabe que significa “la cloaca”, aunque algunos autores lo han traducido por “el palacio” (es probable que el prefijo –alba, a su vez, proceda de la lengua celta donde aparece “albiga, albiganus”).
El trece de febrero de 1095, Alfonso VI donó esta población al monasterio-castillo de San Servando en la ciudad de Toledo, habitado por monjes cistercienses de San Víctor de Marsella, convirtiéndose en primeros propietarios de esta aldea y territorios vecinos. El monasterio se abandonó a principios del siglo XII a causa de sucesivos ataques que sufrió de los almohades quienes incendiaron el castillo-convento 1099, sufriendo un nuevo sitio en 1110. Despoblado por los cistercienses, fueron encargados de su defensa los templarios, por privilegio de Alfonso VII, a quienes se cedió parte de los bienes de la anterior comunidad, hasta su disolución en el siglo XIV.
No se puede constatar si Albalat continuase bajo la autoridad de los nuevos moradores ya que al abandonar el monasterio fortaleza de San Servando, sus rentas pasaron a la Silla Arzobispal por concesión del Papa Pascual II, aunque no todas ya que parte de sus territorios y aldeas fueron del Temple. El hecho de que a la disolución de esta Orden sus bienes pasaran a realengo y a otras órdenes militares y Albalat fuera de realengo bajo la jurisdicción de Toledo desde tiempo inmemorial, se afianza la posibilidad de que este territorio lo recibieran los templarios del castillo de San Servando, con la dotación de Alfonso VII.
De nuevo nos encontramos a nuestro pueblo bajo la jurisdicción de Toledo en 1591 con el nombre de Alcalá del Río, quizás como corrupción del nombre musulmán primitivo.
En estas fechas se dice que es tierra de poca labor, se crían algunas ovejas y sus pobladores se dedican a la labranza, gobernándose por concejo abierto.
Pertenecen en lo eclesiástico al arciprestazgo de Rodillas y mantiene dos anejos llamados Acoberin y Fuentes, ambos con Iglesias a pié.
En 1639, el reino consintió en la venta de 8.000 vasallos de villa de realengo y la posibilidad de segregar las aldeas convirtiéndose en villas a su vez, para conseguir fondos con destinos a la Real Hacienda un tanto maltrecha.
A estos efectos enajenatorios doña Luisa Manuel viuda de don Alfonso Carrillo, Mayordomo que fue del Cardenal Infante D. Fernando de Austria, ya habia concertado la compra de Albalá en 1652, convirtiéndola en su señorio.
Al año siguiente por Real Cedula de 7 de marzo, se les concedía el título de villazgo, cambiando su nombre anterior por el de Alba Real, de acuerdo con el título de sus nuevos señores quienes no pudieron adoptar el Albalat por existir dos con este mismo nombre. La nueva villa se puso en posesión de doña Luisa Manuel con jurisdicción, señorío y savallaje, convirtiéndose en la primera Señora de Alba Real de Tajo.
En 1674, su hijo Fernando Carrillo, consigue del Rey la confirmación de la compra. El precio abonado se acercó a los dos millones de maravedíes.
Esta familia había adquirido en 1659 el señorío de Villamiel, siendo favorecido el susodicho D. Fernando Carrillo Manuel en el primer Marqués de Villamil, quien al morir sin sucesión, pasó el título a pariente colaterales. El señorío de Alba Real fue adquirido por D. José Vega Verdugo del Rincón y Hurtado, canónigo de Santiago de Compostela y Capellán de Honor de S.M., quién en 1690 fue elevado a la dignidad de primer Conde de Alba Real de Tajo. Nombró por herederos del título a los hijos del capitán don Alfonso Fernández de Romualla. Uno de ellos fue don Policarpo Romualla de Vega quien era conde de Alba Real en 1752, heredándole su hijo José en 1783.
En el siglo XVIII la población de la villa asciende de 781 habitantes. Se cultivan 3.500 ha. de secano y 500 de regadío. Manteniéndose alguna cabaña lanar en los pastizales.
Celebraban la fiesta de San Agustín y la parroquia se encuentra bajo la advocación de la Asunción de Nuestra Señora.
El cardenal Lorenzana realiza en el año 1782 sus Descripciones de los pueblos de España, en donde aparece Albarreal como “villa de señorío, sujeta al excelentísimo señor conde de Albarreal. Pertenece al partido de Rodillas…Al oriente confina con las dehesas, la una llaman Cambrillos y la otra Canillo. Tiene una barca que llaman de Portusa, por donde se pasa Taxo. Es tierra calma… Hay dos caseríos, uno Azoberín y otro Fuente, son restos de unos pueblos antiguos, cuya parroquial estaba dedicada a San Pedro. Al sur y al oeste hay unas dehesas llamadas Calana y Guadilla, inmediatas al río Tajo”.

Albarreal de Tajo es un municipio de la provincia de Toledo, localizado en el camino del río Tajo desde Toledo hacia Talavera de la Reina. A tan sólo 21 km de Toledo, y con cerca de 700 habitantes es un lugar donde encontrar el sosiego y la tranquilidad.
Albarreal del Tajo celebra cada 26 y 27 de agosot sus fiestas en honor a San Agustín.

Bar La Rivera
C/ Amargura, s/n
Tlf. 646120713
Bar Lobato
Paloma Oliva Vaquerizo
C/ Amargura, 2
Tlfs. 925749708//600590073
barlobato01@hotmail.com

PEPE MESA

Girevac S.a.Cría De Animales: Caracoles, etcAlbarreal De Tajo (Toledo)Agricultura - Cambrillos, s/n
45522
+34 925.749.619



Si tiene una empresa, negocio, autónomo, artesano etc. en CASTILLA LA MANCHA y quiere aparecer aquí, deje los datos que quiera aparencan en comentarios, es gratis.









No hay comentarios: